Audi en el CES 2015

12/01/2015

Audi en el CES 2015

 

Audi acude por quinta vez al CES (Consumer Electronics Show), el mayor salón internacional dedicado a la electrónica de consumo, con una muestra de innovaciones de vanguardia.
 
 

Sistemas de asistencia al conductor y conducción pilotada

En el nuevo Audi Q7, que se lanzará al mercado durante 2015, se incorporan soluciones innovadoras como el asistente de eficiencia predictivo, el asistente de remolque y el control de crucero adaptativo con asistente para la conducción en atascos.

Como próximo gran avance de la compañía, Audi presentará sus nuevas tecnologías para la conducción pilotada antes del final de esta década.

Respecto a la conducción pilotada en Audi, destacamos el controlador central de asistencia a la conducción (zFAS), que procesa la información recogida por los distintos sensores para crear una imagen detallada de los alrededores del coche. Mediante una conexión online de alta velocidad, Audi connect enviará estos datos a un servidor IT alojado en la nube, donde serán procesados utilizando algoritmos de aprendizaje automático e inteligencia artificial antes de ser transmitidos de nuevo al vehículo.

 

Visión de futuro: las innovaciones en iluminación de Audi

En el CES, Audi presenta una nueva evolución, la tecnología Audi matrix laser, en la que la combinación de unos compactos proyectores con un sistema especial de lentes permiten generar un haz de luz láser de alta resolución que puede ajustarse para iluminar toda la calzada.

 

Atractivo e intuitivo: los controles y pantallas en el TT y el Q7

Manejo fácil e intuitivo, estas siempre han sido premisas básicas en Audi. La marca de los cuatro aros muestra en el CES los más recientes avances la tecnología de control y visualización, disponibles en el nuevo Audi TT y el próximo Audi Q7.

 

Todos conectados: Audi connect

La tecnología car-to-X de conexión entre vehículos es otro elemento clave de Audi connect.

Permitirá a los modelos de Audi interactuar con los semáforos de una ciudad para circular de forma más rápida y eficiente. Otra aplicación permitirá el pago sin necesidad de utilizar dinero en efectivo en un garaje o en los parquímetros. Una funcionalidad más de esta tecnología identificará los límites de velocidad y puntos peligrosos, con la posibilidad de transmitir la información a otros coches.

Otra de las novedades presentadas por Audi en el CES es la Audi mobile key, una aplicación que proporciona acceso al vehículo mediante un smartphone o un smartwatch, convirtiendo estos dispositivos en un complemento perfecto para las actuales llaves. Audi mobile key utiliza un protocolo de comunicación especial denominado NFC –Near Field Communication–, que permite seguir utilizando esta funcionalidad incluso cuando el dispositivo móvil se queda sin batería.

 

Desarrollado por NVIDIA: infotainment

Audi también muestra en el CES innovaciones en materia de infotainment. Una de ellas es el Audi phone box, que puede verse en el nuevo Audi Q7, y que permite conectar fácilmente el teléfono con la antena de telefonía móvil del coche. Ahora, además, incluye recarga por inducción bajo el estándar QI.

Audi establece nuevos estándares en sistemas de información y entretenimiento con su plataforma Modular Infotainment Matrix y su tecnología de conexión en red. El enfoque revolucionario de la marca de los cuatro aros contempla una arquitectura electrónica modular que permite que los ciclos de desarrollo se asemejen más a los rápidos ciclos de cambio de tecnología y evolución a los que se ve sometido el negocio de la electrónica de consumo.

 

Audi como fuerza impulsora: la arquitectura electrónica

Para ampliar su liderazgo en hardware, Audi puso en marcha a finales de 2010 el programa Progressive Semi Conductor (PSCP), que involucra no sólo a los proveedores de sistemas, sino también a los fabricantes de semiconductores, lo cual es un factor clave de cara a futuras innovaciones.

 

La energía del futuro: electromovilidad – recarga inalámbrica

Bajo la denominación e-tron, Audi avanza de forma resolutiva en la electrificación del sistema de propulsión. Uno de los muchos aspectos en este sentido es el de la recarga sin necesidad de cables. Audi está centrando sus esfuerzos en la recarga inalámbrica por inducción, conocida como Audi wireless charging (AWC). En la actualidad Audi ha desarrollado un sistema de carga por inducción de 3,6 kW de potencia, que funciona con una red eléctrica convencional de 16 amperios, y que alcanza una eficiencia de un 90 por ciento; en el futuro llegarán versiones más potentes.

La marca de los cuatro aros ha desarrollado una variedad de sistemas de suministro de energía que ofrece numerosas opciones con el fin de proporcionar a cada cliente una solución adecuada a sus necesidades. Los distintos enfoques van desde una red de 48 voltios a bordo del vehículo a sistemas híbridos enchufables, que combinan las ventajas del motor de combustión con las de la propulsión eléctrica, proporcionando al cliente autonomía, potencia y eficiencia al mismo tiempo.

 

Una mirada hacia el futuro: los modelos de Audi en el CES

Cuatro espectaculares vehículos completan la presencia de Audi en Las Vegas: el Audi TT Roadster, el Audi RS 7 Sportback y el Audi R8 LMX entre los modelos de producción, así como el Audi prologue piloted driving concept construido especialmente para el CES.

El Audi prologue piloted driving concept que Audi presenta en el CES es todo un ejemplo de tecnología aplicada al automóvil, que además de representar el inicio de una nueva era de diseño integra numerosas innovaciones en conectividad, sistemas de manejo e infotainment. Su interior brillantemente iluminado fusiona la arquitectura del vehículo con el concepto de visualización y control para crear una nueva unidad. Todo el panel de instrumentos está realizado en base a una pantalla táctil dividida en tres partes, con un display OLED (diodos orgánicos emisores de luz) ultra delgado y flexible adicional que se integra en la consola central.

Fuente: Web prensa Audi

 

© Grupo de Concesionarios VW, Audi, Seat y VW Comerciales propiedad de Volkswagen AG